domingo, 12 de septiembre de 2010

Vaya pavos!


No, hoy no toca escribir de novilleros mediocres que no pueden con sus oponentes, ni tan siquiera de las monísimas féminas que pueblan el tendido de sol en la plaza de toros de Peralta, a la que he vuelto por tercera y última vez esta temporada.
Hacía tiempo que no veía una novillada tan bien presentada, tan equilibrada, tan machota, tan robusta, con tanta variedad de capas, con tanto cuajo, con interés, con casta y en algunos de sus ejemplares, con bravura.
La ganadería Hermanos Cambronell, de Salamanca, ha traído un pedazo de encierro, al que salvo al primero que tenía un maravilloso tranco en su larga embestida, los novilleros no le han sacado ni el 50% de lo que los astados llevaban dentro. Leo que la procedencia es Juanpe, Núñez y Torrestrella. No se si habrá sido casualidad, pero como salga todo así, no me extrañará que pronto veamos al ganado anunciado en carteles mayores. Además de las virtudes ya reseñadas, también ha habido novillos con fijeza y ni una sola mala mirada. Ahí os dejo una foto del sexto, de nombre embustero, al cual Esaú, tampoco ha podido. (hoy han ganado los de cuatro patas y dos cuernos).
Lástima de animales...

2 comentarios:

I. J. del Pino dijo...

Peeero, la Agencia Efe no opina lo mismo que yo, que debo estar poco placeado. Os dejo la escueta reseña:

PERALTA (NAVARRA).- Algo más de media. Novillos de Hermanos Cambronell, bien presentados, mansos y de poco juego.

Arturo Saldívar, oreja y palmas. Nicolás López "El Nico", silencio en ambos. Esaú Fernández, silencio y oreja.

Luis Domínguez Barco dijo...

Yo más bien creo que sea un error ortográfico al colocar las comas y los puntos, puede que querría escribirlo así la Agencia Efe:
"Novillos de Hermanos Cambronell, bien presentados. Mansos y de poco juego Arturo saldívar..., Nicolas López el Nico... y Esaú Fernández..."
Lo que hay ver y leer.
Pd: a parte de las mil y pico visitas que se contabilizan como tuyas, ya hasta te haces comentarios, que pasa que no te hablas ni contigo mismo.

Un abrazo.